Posts

La generosidad

2 Corintios 9:11 (NTV)

 

Efectivamente, serán enriquecidos en todo sentido para que siempre puedan ser generosos; y cuándo llevemos sus ofrendas a los que las necesitan, ellos darán gracias a Dios.

 

La gratitud, es un tema muy importante en el camino de la fe, ya que es determinante para experimentar una buena salud espiritual. Solamente alguien que es agradecido puede disfrutar de una vida espiritual plena. La gratitud es algo que se manifiesta desde lo más profundo de nuestros corazones por lo tanto, un corazón agradecido, siempre pondrá atención a las pequeñas bendiciones y reconocerá que Dios ha intervenido para bendecirnos. 

 

La gratitud promueve nuestra capacidad de ser generosos. Por el contrario, las personas ingratas no solo se pierden muchas bendiciones, sino que, nunca logran experimentar una vida de generosidad.

 

Las personas que tienen un corazón agradecido y generoso, tienen una capacidad extraordinaria para administrar sus recursos y así, resolver las necesidades que se presentan en su entorno. Nada  satisface más a alguien que es generoso que aprovechar significativamente sus recursos para extender el Reino de Dios.  Además, una persona agradecida y generosa, sabe que en medio de la generosidad Dios puede ser encontrado. 

 

Ahora, debemos reconocer que la generosidad no solo fluye a través del dinero. También de nuestros recursos, talentos y tiempo. Aquí hay algunos ejemplos de maneras en que podemos ser generosos en nuestra vida cotidiana:

 

   Recursos económicos

¿Cómo podemos usar nuestras finanzas para servir a los demás? Algunas formas pequeñas en que podemos practicar la generosidad con el dinero incluyen pagar la comida de alguien, dejar una propina extra grande, comprar un regalo para alguien, comprar un libro para regalar, etc.

 

  Dones y talentos

También es importante contemplar ser generosos con nuestros talentos. Cada uno de nosotros podemos servir a otros usando nuestros dones más desarrollados. Por ejemplo, podríamos ofrecer hacer carteles o dibujos a un amigo si tenemos una letra increíble.Podemos cantar para alguien o enseñarle a tocar un instrumento incluso, podemos hornear galletas o preparar una comida para alguna familia.

 

  Tiempo

Una de las cosas mas valiosas con las que podemos ser generosos es con nuestro tiempo. La realidad es que muchos de nosotros estamos sobrecargados de actividades, pero dar nuestro tiempo a alguien puede significar lo mejor que le pueda pasar en su vida. Podemos invitar a alguien a tomar café solo para conversar. También podemos cuidar a alguien que está enfermo. 

Finalmente debemos recordar que  en ocasiones, los actos pequeños, o anónimos pueden significar más que los grandes y públicos. También, debemos rodearnos de personas agradecidas y generosas. Cuando las personas que están a nuestro alrededor viven con esta actitud, es más fácil para nosotros aprender nuevas perspectivas.

 

Seremos como los que sueñan

 

Cuando el Señor hiciere volver la cautividad de Sion,

Entonces nuestra boca se llenará de risa,

Salmo 126:1-2

 

Te has preguntado alguna vez, ¿Por qué la gente deja de tener sueños?¿Por qué solamente siguen viviendo su vida como una rutina?Tal vez te encuentres como millones de personas que han dejado de soñar; porque se dicen a sí mismas: ahora la realidad es lo que cuenta, porque esa época "romántica" del soñar ya pasó y tengo que enfrentar mi situación.

 

Al leer la Palabra de Dios descubrimos que la razón principal por la cual la gente deja de soñar es porque se encuentra CAUTIVA. Cuando el pueblo de Israel fue llevado a Babilonia, permaneció en cautiverio durante 70 años y ellos entonaban este canto, diciendo al Señor que cuando los hiciere volver, cuando volvieran a estar en libertad podrían volver a soñar.

 

Y así sucede con muchas personas en este tiempo, dejan de soñar, dejan que sus sueños  mueran. Están cautivas a causa de que su mente solo recuerda los momentos de dolor, de aflicción o de sufrimiento que le ocasionaron personas en las cuales confiaban o que amaban.  Se encuentran cautivas porque el odio, el rencor y la amargura dominan su ser. Otras están cautivas porque están atrapadas por malos hábitos, como la drogadicción, el alcoholismo o la pereza.

 

Todo aquello a lo que hemos entregado nuestra voluntad ejerce dominio sobre nosotros, y nos lleva en esclavitud. La esclavitud es quien destruye nuestros sueños. Dios quiere que todos nosotros caminemos en libertad, él envió a su Hijo para hacernos libres. Dios ha puesto en nuestro interior grandes sueños que todos nosotros debemos de soñar y hacerlos realidad. La tragedia más grande de la vida no es la muerte, sino que muramos sin haber explotado y realizado todos nuestros sueños.

 

Le animo a que busque a Dios, que le conozca y camine día a día con él; eso traerá libertad a tu vida. Y entonces: "seremos como los que sueñan y nuestra boca se llenará de risa".

ORACION para hoy:

Padre Celestial, te ruego que rompas toda cadena, todo aquello que pueda tenerme en cautiverio, hazme libre y enséñame a soñar otra vez, te lo pido en el Nombre de Jesús. Amén.

¡Cuida tu Corazón!

“Por sobre todas las cosas cuida tu corazón, porque de él mana la vida!

Pr. 4:23

El corazón es el centro motor de nuestra vida. Un buen funcionamiento del mismo nos asegura una vida prolongada y sana. En su infinita sabiduría, Dios nos aconseja a guardar y proteger a nuestro corazón diariamente.

El órgano que llamamos corazón tiene una FUNCIÓN específica en nuestro cuerpo y debemos ayudarle a que la cumpla fácilmente y sin complicaciones; por lo cual es muy importante que vigilemos la clase de alimentos que ingerimos para no causar trastornos en él.

Esto es en relación a su funcionamiento físico, pero existe otro aspecto en el cual debemos de proteger a nuestro corazón; los sentimientos dañinos como el odio, el rencor, la amargura o el rechazo que muchos de nosotros experimentamos durante el transcurso de nuestra vida.

Cuando dejamos que estos sentimientos se alojen en nuestro corazón ESOS NOS ROBAN LA VIDA QUE DIOS planeó para nosotros. La Biblia se pregunta y nos responde: “de donde surgen las guerras y los conflictos entre ustedes?

¿No es precisamente de las pasiones (emociones) que luchan dentro de ustedes mismos? Santiago 4:1.

Por eso Jesús nos enseñó “lo que contamina a una persona, no es lo que entra en la boca, sino lo que sale de ella. Pero lo que sale de la boca viene del corazón y contamina a la persona”. Mateo 15:10,18

Así que ¡cuida tu corazón! Si ya estás lleno de estas “cosas negativas” elimínalas y rinde tu corazón a Aquel que te ha dado la vida.

¡Camina lleno de Su presencia!

 

Desata tu potencial

potencial.jpg - 72.10 kB

El verdadero éxito se alcanza en la vida, cuando nuestras acciones contribuyen al bienestar de los demás. En otras palabras, para ser todo lo que puedo ser, necesito ayudar a los que me rodean a ser todo lo que puedan ser.

La única persona que puede impedirle llegar a ser la persona que Dios quiere que sea... es usted. Si no eres la persona que Dios tenía en mente cuando te creo, no es culpa suya; porque Él nunca nos pide que seamos algo sin darnos el poder para serlo. Así que si no has desarrollado todo el potencial que Dios te ha dado te sentirás un fracasado.

He aquí cinco consejos para empezar a desarrollar todo el potencial que está en tu interior y que está esperando a ser descubierto y utilizado por ti.LEVANTA LA MIRADALo primero es levantar la mirada y buscar un modelo, esto es, alguien que está haciendo las cosas mejor que tú. Necesitas encontrar a alguien que esté haciendo las cosas mejor que tú y pasa tiempo con ella.

Esto provocara que te esfuerces al máximo para alcanzar su nivel.ABANDONA TODO Debes abandonar todo lo que eres para recibir todo aquello que puedes ser. Muchas personas no comprenden esto y se pasan la vida culpando a los demás por sus fracasos, quieren aferrarse a lo que son y al mismo tiempo ser todo lo que pueden ser. Esto no es posible, hay que soltarse.

Nunca encontraras el éxito sin haber tenido que abandonar algo. Nada se consigue gratis.Una ocasión Albert Einstein lo dijo así: " si quieres que las cosas cambien, deja de hacer lo que estás haciendo ahora".LLENATE DE ENTUSIASMOEl entusiasmo es de vital importancia para aquel que quiere ser exitoso en la vida, ninguno puede llegar al éxito, sintiéndose satisfecho de lo que tiene, lo que es o lo que sabe, debe cultivar un deseo en su interior de alcanzar algo más grande y hacerlo el motivo de su vida.

ENFRENTE LOS DESAFÍOSNada le ayudara más a alcanzar su potencial que enfrentar los desafíos de su vida. Algunas personas no alcanzan lo que deberían de ser simplemente porque cuando se presentan los desafíos no se presentan a enfrentarlos.

Cierran la puerta y se esconden en un rincón. No deje intimidaras por los desafíos, recibamos de frente!!!ELEVESESi levantamos nuestra mirada y buscamos a alguien que ha alcanzado su máximo potencial, si abandonamos cualquier cosa que sea obstáculo para que lleguemos a ser lo mejor, si enfrentamos nuestros desafíos sin temor y estamos llenos de entusiasmo por alcanzar lo mejor de nosotros entonces nos elevaremos sobre nuestras circunstancias y podremos vivir nuestra vida al máximo.ORACION PARA HOYSeñor dame la humildad para reconocer mi condición y la fuerza de tu Espíritu para extenderme hacia lo que Tú quieres para mí y lograr así desarrollar todo mi potencial en esta vida.

Un regalo muy especial

 

Una pregunta muy común que las personas se hacen a sí mismas durante sus primeros pasos como hijos de Dios es, si Dios me ama, ¿cómo puedo ser recíproco y demostrar mi amor por él?  Esta es una gran pregunta, porque reconoce que el amor de Dios en nosotros nos hace sensibles hacia una relación de amor recíproco.

En primer lugar, Juan 3:16 es probablemente la descripción más compacta del amor de Dios que puede encontrarse en la Biblia:  Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, más tenga vida eterna.

Este verso muestra que el más grande acto de amor por parte de Dios fue darnos a Jesucristo. Cuando alguien que nos ama hace un gran esfuerzo para darnos un regalo especial, le mostramos nuestro amor atesorando dicho regalo. Primero recibimos el obsequio, luego lo apreciamos, lo utilizamos, lo valoramos y lo agradecemos siempre.

Usando esta idea, podemos entender que amamos de manera recíproca a Dios cuando atesoramos a Jesús en nuestro corazón y lo amamos más que nada o cualquier otra persona. Esto significa, que lo reconocemos como lo principal y como aquel que se hace cargo de nuestra vida. Prácticamente es reconocer que lo necesitamos y que es la respuesta a todas nuestras necesidades.

Por lo tanto, la respuesta a la pregunta planteada, está relacionada con determinar que Jesús tendrá el lugar más alto en nuestros afectos. A medida que él se apodera de nuestros corazones, nuestro amor por él crece, y provoca un estado continuo de gratitud que brota de nuestros corazones hacia Dios. Todo esto sucede en nuestro interior, afectando nuestros deseos y emociones, sin embargo, cuando realmente amamos a alguien, ese amor se muestra exteriormente.

Finalmente, la primera de las tres cartas que escribió el apóstol Juan describe algunas de las formas externas en las que demostramos nuestro amor por Dios.

• Tenemos un deseo cada vez mayor de estar conectados con los demáss. (1 Juan 1: 7). Cuanto más atesoremos a Jesús, vamos a querer pasar más tiempo con la gente, sobre todo, con aquellos que no lo conocen. 

• Tenemos un amor cada vez más activo. (1 Juan 4: 7). Cuanto más sabemos del amor de Dios, más queremos compartirlo. Cuanto más veamos lo mucho que Dios ha hecho para amarnos, más nos esforzamos para compartir ese amor a otras personas.

• Tenemos una confianza creciente en la oración. (Juan 5:14). Cuanto más experimentamos del amor de Dios, más estaremos seguros de que él nos escucha y nos responde cuando oramos.

El maravilloso amor de Dios es algo que se ofrece a todos, sin excepción, pero amarlo de manera recíproca es una decisión personal. Qué en este día podamos mostrar a externamente que él es nuestro amado y de alguna forma práctica dar de vuelta lo que el amor que él nos dio primero.

Tres verdades para ti

 

 

 

TEXTO: Mateo 7:7-11

 

Toda la gente alrededor de Jesús se admiraba y maravillaba de todas las cosas que hacía y decía porque la autoridad de Dios le respaldaba. Todo lo que Jesús ha dicho se ha cumplido; Dios no puede mentir, Dios no puede retractarse de lo que ha dicho en Su palabra. Dios cumple lo que él ha hablado porque Su palabra está respaldada por su autoridad misma. Y esa autoridad es la que cambiará la situación en la que nos encontremos por muy difícil que sea.

 

“Pidan, y se les dará; busquen, y encontrarán; llamen, y se les abrirá. Porque todo el que pide, recibe; el que busca, encuentra; y al que llama, se le abre” Mateo 7:7-8

 

Estas tres verdades son para ti el día de hoy. Éstas descansan en la AUTORIDAD de Jesús. En la autoridad de aquel que todo lo hizo bien.

 

A cada acción nuestra RECIBIMOS UNA RESPUESTA de Dios para CAMBIAR nuestra condición. Ésta es la verdad de Su palabra. En la biblia tenemos ejemplos de hombres y mujeres que hicieron estas cosas y sus vidas fueron bendecidas, cambiadas y llenadas por el poder de Dios.

 

Primera verdad: el que pide, recibe. 1ª Reyes 3.3-15

Salomón ha heredado el trono a la muerte de su padre David. ÉL es un joven, la Biblia declara que “andaba en los estatutos de su padre David” y entonces (v5) “…Y se le apareció el señor a Salomón en Gabaón una noche en sueños y le dijo Dios “PIDE lo que QUIERAS que YO TE DE”.

 

Esto es lo que Dios nos habla a ti y a mí el día de HOY: “pide, yo te daré”.

(v9) “da pues a tu siervo corazón entendido para juzgar y discernir entre lo bueno y lo malo”

(v11) Y le dijo Dios “porque has demandado esto…”

(v12) he aquí HE HECHO CONFORME A TUS PALABRAS…”

 

YO RECIBO LO QUE PIDO

Yo tengo lo que hablo. Yo me sacio con los dichos de mi boca. Te he dado CORAZON ENTENDIDO. Y no solo eso recibió salomón, sino también: riquezas y gloria, “las cosas que no pediste”. Salomón es conocido como el rey sabio.

 

Segunda verdad: EL QUE BUSCA, ENCUENTRA

 

“La Biblia dice: buscad al Señor mientras pueda ser hallado…” Isaías 55:6

“Buscad primeramente el Reino de Dios y Su justicia y TODO LO DEMÁS vendrá por añadidura” Mateo 6:33

 

Busquemos al Señor y comamos del bien y se deleitará nuestra alma con grosura. Inclinemos nuestro oído a Su voz y vayamos a él y nuestra alma vivirá y DIOS HARÁ UN PACTO ETERNO CONTIGO. Isaías 55:2-3

 

Un ejemplo puede ser Saúl.

Su padre Cis tenía unas asnas y éstas se le habían perdido y manda a Saúl a buscarlas. Durante tres días las busca y no las encuentra. Pero mire lo que sucede.

1ª Samuel 9:5-6

Ellos deciden consultar con el profeta Samuel acerca “de su problema”. Ellos deciden buscar la ayuda de Dios.

EL QUE BUSCA, ENCUENTRA.

 

Lo extraordinario con Dios es que nosotros ENCONTRAMOS aquellas cosas que ni siquiera imaginamos que podrían ser nuestras. Saúl buscaba asnas, Dios le tenía preparado algo MAYOR Y MEJOR.

(v.20) “y de las asnas que se te perdieron hace tres días, pierde cuidado de ellas, porque se han hallado. Más ¿para quién es TODO LO CODICIABLE en Israel sino PARA TI, y para TODA LA CASA de tu padre?

 

El que busca al Señor ENCONTRARÁ que él tiene cosas codiciables que él ha preparado para TI. Salmo 37:4, Salmo 5:12.

 

Tercera verdad: EL QUE LLAMA, SE LE ABRE

 

“Llamadle en tanto que está cercano” Isaías 55:6

Dios ciertamente nunca se aleja de nosotros. Si sentimos que Dios está lejos, pregúntate ¿quién se alejó? Porque ciertamente DIOS no lo hizo, lo hiciste TÚ.

 

Él está cercano… él está cerca de ti para RESPONDER, para cambiar tu condición, para cambiar tu situación.

 

Si tú no llamas, él no abre.

 

Dios abrió el cielo para ti y para mí. Juan 1.51

A través de su hijo Jesucristo es cómo podemos ALCANZAR todas las riquezas del cielo para nosotros. Y la Biblia nos enseña cómo podemos alcanzarlas.

 

Romanos 4:16 “por eso LA PROMESA” viene por LA FE…” (NVI)

 

Cuando nosotros llamamos por medio de la fe entonces HACEMOS que las promesas de DIOS se hagan REALIDAD.

 

Jesús ésta mañana nos dice con TODA AUTORIDAD

PIDAN Y RECIBIRÁN

BUSQUEN Y ENCONTRARÁN

LLAMEN Y SE LES ABRIRÁ

 

En una acción CONTINUADA.

Pidan y sigan pidiendo…

Busquen y sigan buscando…

Llamen y sigan llamando…

 

QUE YO HARÉ CON USTEDES PACTO ETERNO.

 

LAS MISERICORDIAS FIRMES A DAVID

David es mi testigo de que YO cumplo todo lo que prometí

Su vida es un FIEL reflejo de TODO lo que yo quiero HACER CONTIGO.

“Él es un hombre conforme a mi corazón porque hizo todo lo que yo QUERÍA”

 

Así que MI PALABRA es para ti este día. Estas verdades estén en ti. Se graben en tu mente y en tu corazón para que VEAS TODO el bien que yo traeré sobre ti. Y para que TU seas un testimonio vivo de que todo lo que YO PROMETO, LO CUMPLO.

 

VIVE DE ESTA MANERA:

Pidiendo no solo por ti sino también por tu familia, tus vecinos, tus enemigos, tu país.

 

Porque YO PUEDO Y QUIERO DARTE LO QUE TU ME PIDAS!!!

 

BUSCANDO así como aquella mujer que perdió su dracma, busca mi presencia porque haciéndolo yo te ayudaré a RECUPERAR TODO LO QUE HAS PERDIDO tu vida, tus años, tu familia, tus finanzas.

 

Porque lo que yo tengo PARA TI es MUCHO MAS allá de lo que tu perdiste.

 

LLAMANDO… no te canses de hacerlo; muchos han desistido porque se llenaron de desesperanza y dijeron

 “no tiene caso…no me escucha…”

“no puedo más, no sucede nada…”

“ya no quiero insistir…”

 

No, continúa llamando, continúa haciéndolo, hasta que el cielo RESPONDA a tu llamado y toda oposición sea quitada.

 

EN SU PALABRA

Su palabra lo representa a él.

Su palabra es dada con AUTORIDAD.

 

Iglesia, NO SE CANSE.

 

Dile a tu vecino:

No te canses

No te desalientes

No desistas

 

Continúa, continúa, continúa

 

DIOS ES FIEL!!!, DIOS ES BUENO!!!.

 

¡Levántate y Conquista!

 

 

 

"Cada problema engendra una oportunidad" esto solo es verdad cuando tenemos la actitud correcta en nuestra vida. Si creemos que es imposible, entonces el mayor problema somos nosotros. Si pensamos en términos de posibilidades comprenderemos que cada dificultad es un llamado a obtener un triunfo personal. Esto lo podemos ver claramente en la Biblia, en la historia de los doce espías que Moisés mandó a reconocer la tierra prometida. En Números capitulo 13 tenemos esta historia; Dios le dio instrucciones a Moisés de que enviara hombres que reconocieran la tierra que El les había prometido y le dijo: "Envía a tus hombres que reconozcan la tierra de Canaán, la cual yo doy a los hijos de Israel… "era seguro que la tierra les pertenecía, puesto que Dios ya había dado Su Palabra; pero cuando los doce salieron y reconocieron la tierra después de cuarenta días entregaron entonces su reporte. "Y les contaron, diciendo: Nosotros llegamos a la tierra a la cual nos enviaste, la que ciertamente fluye leche y miel; y este es el fruto de ella. Mas el pueblo que habita aquella tierra es fuerte, y las ciudades muy grandes y fortificadas; y también vimos allí a los hijos de Anac". Ellos comprobaron que todo lo que Dios les había dicho respecto a la tierra era verdad, pero se olvidaron de la palabra de Dios cuando El mismo les dijo: "la tierra, la cual YO LES DOY"… y pusieron su vista en las cosas naturales y solo vieron problemas y dificultades. Al hacerlo así empezaron a cambiar su actitud y comenzaron a declarar de manera negativa:

 

·         " No podremos contra aquel pueblo",

·          "ellos son más fuertes que nosotros"

·         " es tierra que traga a sus moradores",

·         "nosotros somos como langostas, y así les parecemos a ellos".

 

Todas estas expresiones denotan una actitud negativa, ellos no querían enfrentar la adversidad, no querían pelear para poseer la tierra; y así sucede con muchos de nosotros, Dios nos ha dado SU PALABRA, pero no la creemos porque solo nos dedicamos a ver lo malo, lo negativo, lo difícil y al hacerlo así nuestra actitud se vuelve derrotista, medrosa y sin pizca de valor para alcanzar aquello que ya nos pertenece. Estos hombres se dedicaron a quejarse y a lamentarse de lo que sus ojos naturales veían y el final de la historia es bastante triste para estos diez, porque no fueron los doce que hablaron de esta manera; hubo solo dos, Josué y Caleb, estos permanecieron creyéndole a Dios y confiando en Su Palabra y solo ellos de toda esa generación alcanzaron la tierra prometida. La actitud es importante, cuando permanecemos firmes en las promesas de Dios, nuestra actitud es positiva, de fe, de alcanzar lo imposible, porque sabemos que Dios está a nuestro lado.

 

Seamos como Josué y Caleb para alcanzar todo lo que Dios tiene para nosotros. Así que aprendamos a ver en cada dificultad una oportunidad para crecer, para avanzar, para salir victoriosos.

 

Bendiciones en el Amado

Con amor David y Eunice Meneses

Creados para vivir en conexión

El mundo nunca había estado tan conectado. En los últimos años, las empresas de comunicación han habilitando millones de kilómetros de fibra óptica y también han lanzado satélites al espacio para mejorar la experiencia de la comunicación a través de la tecnología. Toda ésta infraestructura ha hecho que la comunicación digital sea tan eficiente, que hasta un niño podría enviar un mensaje de texto a cualquier parte del mundo en cuestión de segundos. Sin embargo, a pesar de tanta facilidad tecnológica, es muy frecuente que las personas se sientan cada vez más desconectadas de su entorno.

 

Sería muy difícil negar que el estilo de vida agitado,  ha causado estragos en nuestras forma de relacionarnos con los que están cerca. Por ejemplo, vivimos tan ensimismados que llegamos a ser capaces de cerrar el portón de nuestro garaje y entrar a nuestra casa sin saludar al vecino de al lado. La sensación de estar al mismo tiempo cerca, pero a la vez tan lejos, nos incomoda porque como seres humanos, fuimos creados para relacionarnos. De hecho, una de las primeras cosas que Dios recalca, es: "No es bueno que el hombre esté solo". El diseño original de Dios muestra que los humanos no fueron creados para el aislamiento. ¡Fuimos creados para vivir en conexión!

 

Uno de los propósitos cruciales de nuestra vida aquí en la tierra, es ayudar a otros a revertir ese extraño sentido de desconexión. Probablemente hay personas en nuestro entorno, que se sientan totalmente desconectados a la vida y que no están conectadas a nosotros de manera significativa. La Biblia nos dice mucho acerca del porque Dios quiere que nos conectemos unos con otros. También nos da una idea de lo que debería ser nuestra misión en la vida, y de lo eficientes que somos para eliminar la plaga de la desconexión en nuestra sociedad.

 

Pablo les muestra a los efesios el fundamento de la vida en conexión: “Por su unión con Jesucristo, ustedes también forman parte de ese edificio, en donde Dios habita por medio de su Espíritu”. (Efesios 2:22 TLA). El ser humano esta destinado a encajar con otro, como un ladrillo en un edificio. Es sumamente importante que las partes de un edificio encajen para que no colapse. Esta metáfora nos debe enseñar que, si alguien esta pasando por un momento duro, nuestra conexión con ellos les proporcionará apoyo como esos ladrillos que mantienen firmes a los mas impresionantes rascacielos.

 

No debemos olvidar que lo que Jesucristo hizo cuando estuvo en la tierra, lo quiere hacer hoy a través de nuestra vida. Somos sus manos. Somos sus pies. Somos parte de algo más grande que nosotros mismos, y si nos desempeñamos en nuestro papel específico de conectar a otros con el amor y el propósito de Dios, marcaremos un antes y un después en la vida de alguien. Incluso, si alguna persona pudiera decirnos que les estamos compartiendo solo un sistema de creencias, debemos estar convencidos que lo que estamos dando es mucho más. Existimos para vivir en un sistema de pertenencia, donde estamos conectados unos con otros al amor y al propósito de Dios. ¡Estamos todos juntos en esto! Que nada ni nadie nos impida hacer nuestro mayor esfuerzo para conectar a nuestra familia, amigos, compañeros a la experiencia más grande que hemos vivido: vivir en conexión con Dios y con sus hijos.

¿Qué sucede cuando le doy mi corazón a Cristo?

Cuando una persona hace la oración de fe e invita a Jesús a vivir dentro de su corazón, experimenta una serie de sucesos. Cada uno de ellos, son el comienzo de una revolución interna que al que cabo de un tiempo, muestran externamente el fruto de haber decidido entregar su vida al Señor.

 

Una de las primeras cosas que suceden dentro de nosotros, es que encontramos la paz interna, es decir, dejamos de preocuparnos por todo lo que no podemos controlar. Reducimos la velocidad de nuestro caminar en la vida, empezamos a confiar en nosotros y en los demás. Sabemos que nuestro corazón está en un lugar seguro, y encontramos consuelo al saber que Dios nunca nos dejará. Nos damos cuenta de que hemos estado confiando en cosas o en las personas equivocadas y en lugar de sentirnos confundidos tratando de entender el mundo, encontramos calma y paz.

 

Dar nuestro corazón a Dios marca el principio de una nueva vida, un nuevo propósito, un nuevo sentido de uno mismo. Significa hacer a un lado nuestras preocupaciones, día tras día, para confiar en su guía. Significa que no tenemos que temer por lo que sucederá. Sabemos que no importa lo que pase, bueno o malo, Dios nos cuida y nos lleva a donde se supone que debemos estar. Dios ha prometido protegernos y fortalecernos en su palabra.

 

Como resultado de entregarle nuestro corazón a Jesús, comenzamos a ver a las posesiones como algo que no define nuestro valor. Se arraiga dentro de nosotros la idea de valorar las relaciones que nos edifican, incluyendo la relación con nosotros mismo. Comenzamos a ver el valor de nuestra personalidad, y el impacto en la forma en que amamos y nos conectamos con los demás. Nuestra felicidad no se basa en lo bien que nos ha ido en la vida, sino en permitir que Su propósito de lleve a cabo en nosotros. Por tal razón, todo lo que Él nos proporciona, nos deja una sensación de satisfacción.

 

Habrá días en los que tengamos la sensación de retroceso. Pero cuando recibimos a Dios en nuestro corazón, sabemos que Él es quien lucha por nosotros. Que, como papá, nos brinda su apoyo para siempre. Claro, podría haber incertidumbres de las situaciones difíciles, pero también tenemos la seguridad que no estamos solos y que todos los días nos fortaleceremos con su amor. Todos los días el Señor nos recordará nuestro poder que tenemos en Él.

 

Finalmente, cuando decidimos entregarle nuestro corazón a Jesús, nos encontramos con el padre que nos estaba buscando. En ese momento, fuimos tocados por Su gloria, y fortalecido por Su espíritu. Si bien, hasta ese momento el amor terrenal había tocado nuestro animo, nunca pudo sanarnos, salvarnos o bendecirnos como lo hizo el amor de Dios. Aquel día cuando Cristo vino a nuestro corazón, se quedó a vivir en el mejor lugar del universo; ese fue el mejor momento donde nos hizo experimentar el amor en todo su esplendor por primera vez.

Que nada te detenga

No importa lo que estés enfrentando en tu vida, ninguna de estas cosas te descalifica para seguir adelante.Cuando enfrentamos situaciones difíciles tenemos la tendencia a abandonar lo que hemos empezado, no nos gustan las dificultades ni los problemas y por ello perdemos oportunidades que quizás nunca se vuelvan a presentar. La vida está llena de retos y de desafíos, las cosas que verdaderamente valen la pena son aquellas en las que las circunstancias nos exigen esforzarnos y levantarnos ante todo viento contrario.

La Biblia tiene una historia en José, el hijo amado de Jacob, el patriarca de Israel. Desde pequeño él recibió un trato especial por parte de su padre y diríamos que de parte de Dios también. Se le conoce como José el soñador, porque en varias ocasiones Dios le había revelado a través de sueños cual era el destino que Él tenía preparado para su vida. José enfrentó adversidades y nunca se quejó, nunca maldijo el día en que llegaron a su vida los problemas. ¿Qué, fue entonces, lo que sí hizo José? He aquí tres cosas que José hizo en su vida y que nos pueden dar una enseñanza muy grande al enfrentar adversidades.

PRIMERO: Los problemas y dificultades nunca deben detenernos.Se realizó una encuesta entrevistando a 300 líderes de clase mundial, desde W. Churchill, A. Einstein, M. Tacher, etc. El 70% de ellos venían de familias rotas, pobres o algunos de ellos tenían alguna incapacidad física. En algún momento de sus vidas tuvieron que levantarse sobre esas situaciones y esas forjaron su carácter.Las tragedias en nuestras vidas no tienen por qué detenernos, levantémonos por encima de ellas y alcancemos nuestras metas.

SEGUNDO: Dios estaba con Él.Esta es la segunda cosa de importancia que aprendemos de la vida de José, Dios estaba con Él. Podemos tener ideas, principios, conocimiento, pero lo más importante en nuestras vidas es tener la presencia de Dios.La única manera de saber que Dios está vivo, es cuando lo experimentamos.

TERCERO: Estaba dispuesto para servir.Después de haber sufrido por años la tragedia de ser vendido como esclavo por sus hermanos, de ser acusado falsamente, de querer abusar de la esposa de su amo, de ser enviado a la cárcel y de ser olvidado por sus compañeros de prisión; él nunca perdió el ánimo para el servicio.La Biblia dice que cuando estaba en prisión, " todo lo que se hacía allí, el lo hacía". Limpiar, tener en orden a los demás prisioneros, ayudar, servir, lavar letrinas, "todo", José lo hacía. Él no se sentó a lamentarse por su condición, ni se levantó en contra de sus opresores, simplemente SERVÍA. Todo lo que se necesitara hacer en esa prisión no tenían que pedirle o mandarle, José simplemente lo hacía. Esta actitud fue la que lo hizo grande delante de Dios y de los hombres.Así que levántate sobre tus problemas, asegúrate que Dios esté a tu lado y pon manos a la obra, que Dios tiene una gran recompensa para ti. 

ORACIÓNPadre en el cielo, gracias porque tu mano esta sobre mi vida, y en los tiempos de dificultad me sostienes. Enséñame qué es lo que quieres de mi y fortaléceme para levantarme por encima de mis problemas y que mi corazón esté dispuesto a servir por completo a ti.

Nuestras Oficinas

  • •Avenida Xalapa #103
    Colonia Obrero Campesina Xalapa, Veracruz

Contáctanos

  • (01 228) 8 14 91 21
    815 98 45
    117 89 36
    117 89 37

Nuestras Sedes
  • •Avenida Xalapa #103
    Colonia Obrero Campesina Xalapa, Veracruz

  • •Arco Sur #109
    Colonia Reserva Territorial Xalapa, Veracruz

  • •Bernal Díaz del Castillo #65
    Colonia Revolución Xalapa, Veracruz

  • •Libertad #2 Esq. Centenario
    Colonia Centro, Coatepec, Veracruz